Retroshare.. el futuro ?

El servicio que ofrece RetroShare, consta del anonimato de las direcciones IP de los usuarios, por lo que no hay riesgo por las actividades que realizan; pretende ser un sitio seguro, donde la información pueda ser compartida entre un grupo pequeño de usuarios que irá incrementando.Tras el cierre de Megaupload por parte del FBI por cargos de pirateria, muchos servicios comenzaron a incrementar la cantidad de usuarios que accedían, así como las descargas que se generaban al día, tal es el caso de RetroShare, que pretende ser un servicio de descarga de archivos protegido.

RetroShare es un programa P2P diferente, porque se trata de redes privadas distribuidas que por ende comparten información, los usuarios pueden intercambiar archivos con otros usuarios que tengan agregados, así que cada usuario tiene su red de conocidos en los que confía.

Este tipo de red recibe el nombre de Darknet, que ya es utilizado por otros servidores, como lo son Freenet, GNUnet, entre otros; ahí es donde radica el reto de RetroShare para convertirse en el servidor más seguro, porque se trata de la preferencia de los usuarios.

RetroShare busca funcionar como una red libre de censura, donde todos los usuarios podrán compartir toda los archivos que deseen con personas en las que tengan confianza, y quiere ser el más seguro refiriéndonos a la privacidad, ya que, lógicamente, más usuarios buscan este tipo de servidores, donde no se corre el riesgo de que otra persona maneje tu información.

Por estas razones es que el numero de usuarios irá creciendo con el tiempo, porque el servicio que ofrece es realmente bueno y puede llegar a la preferencia primordial de los internautas.

Fuente de referencia: 20 Minutos. Para descargar gratis el programa RetroShare sigue este enlace. Pues ya están apareciendo opciones nuevas para el intercambio de ficheros o archivos en Internet.

La eficacia de la ‘ley Sinde’, en duda

Varios juristas ponen en tela de juicio la aplicación del texto, que será aprobado el miércoles en el Senado. La saturación de los juzgados, las sentencias previas que exculpan a las páginas de enlaces y la redacción de la norma despiertan recelos.

El pleno del Senado aprobará este miércoles, salvo hecatombe política, el texto remozado de la ley Sinde, después de un tortuoso camino que a punto estuvo de condenarla al purgatorio legislativo tras ser tumbada en el Congreso en diciembre. La enmienda conjunta de PSOE, PP y CiU en el Senado salvó un texto que sigue despertando bastantes más recelos que adhesiones en el ámbito jurídico (no digamos ya entre los expertos en internet).

Hay consenso en que esta ley no va a terminar con el tráfico sin autorización de obras sujetas a derechos de autor en la red. Pero lo más desconcertante es que no está claro que vaya a conseguir el objetivo para el que, en principio, está diseñada: cerrar en pocos días las conocidas como páginas de enlaces (Series Yonkis, Películas Yonkis, Cine Tube…), webs que, según las sentencias de numerosos jueces, no vulneran la propiedad intelectual.

“Es irreal que el juez pueda identificar a los responsables de estas páginas en 24 horas. Los juzgados de lo contencioso-administrativo están colapsados y eso convierte la ley en ineficaz. Además, no hay que tener en cuenta tan solo esas 24 horas. Hasta que la petición llegue al juez puede transcurrir bastante tiempo”, explicó a Público el abogado especialista en propiedad intelectual Santiago Mediano, que trabaja para la Academia de Cine, entre otros clientes.

La rapidez en los procesos que desencadene la ley Sinde es crucial, principalmente porque quiere proteger los estrenos de películas en cine. La industria cultural hace la siguiente ecuación: cuanto más se tarde en retirar una película de internet, más posibilidades habrá de que la gente no vaya a las salas. La abogada Pilar Sánchez Bleda, especializada en el asesoramiento de empresas del mundo audiovisual y de la industria del entretenimiento, también desconfía de estas actuaciones ultrarápidas y pone un ejemplo: “A la Ley Concursal se le dio una celeridad brutal, se redujeron los plazos y sigue siendo muy difícil cumplirlos. Tengo serias dudas de que se cumplan en este caso”.

Mas información ..